Agüeybana

Agueybana te invita a relajarte. Esta burbuja ofrece aire acondicionado, baño privado y una linda zona para sentarse. Tu jacuzzi privado te está esperando para relajarte. También tendrás acceso a espacios compartidos incluyendo una kitchenette, un mirador y una zona de BBQ.

Elije Agueybana para una estadía que une simplicidad con confort.

El camino principal es un camino de tierra entre hermosas vistas en la montaña de Cabo Rojo. Se recomienda tener una SUV para garantizar un mejor acceso a Madre Tierra Glamping. Se recomienda hacer el check-in antes del anochecer para poder tener la experiencia completa de la burbuja.

Madre Tierra Glamping es un proyecto ubicado fuera de las rutas tradicionales, lo que significa que para llegar a nuestro glamping parte del camino no está asfaltado. La carretera se convierte en un camino de tierra donde se recomienda tener un SUV. Los coches pequeños también pueden acceder al área, aunque el camino puede ser un poco irregular.

En la bella isla de Boriquén, se atesora la historia y las creencias de los primeros habitantes. Agüeybana, «El Gran Sol», un cacique taíno reconocido por su valentía, destaca por enfrentarse a los invasores para salvar a su pueblo.

En la bella isla de Boriquén, se atesora la historia y las creencias de los primeros habitantes. Agüeybana, «El Gran Sol», un cacique taíno reconocido por su valentía, destaca por enfrentarse a los invasores para salvar a su pueblo.

Assilem

Bienvenido a Assilem, tu hogar bajo las estrellas. Esta burbuja viene con aire acondicionado y baño privado para tu comodidad. Disfruta de la zona de descanso y de tu jacuzzi privado. Además, tendrás acceso a zonas compartidas como la kitchenette, zona de mirador y área de BBQ.

Vive una experiencia como ninguna otra en Atabey, donde el lujo convive con la naturaleza.

El camino principal es un camino de tierra entre hermosas vistas en la montaña de Cabo Rojo. Se recomienda tener una SUV para garantizar un mejor acceso a Madre Tierra Glamping. Se recomienda hacer el check-in antes del anochecer para poder tener la experiencia completa de la burbuja.

Atabey representa la «madre respetada». Era la diosa madre, la deidad de la luna, el mar, la fertilidad y el nacimiento – la «Madre de las Aguas» que controlaba los ríos y lagos de la tierra. Atabey era el principio femenino del mundo y era la madre del dios principal de los taínos, «Yucahu».

Represento orgullosamente a mis antepasados, celebrando su linaje, cultura y el gran legado que nos dejaron a nosotros, los puertorriqueños. Es nuestra responsabilidad como boricuas honrar su pasado y las grandes cosas que nos han dejado como legado. ¡Boriken Vive!

Atabey representa la «madre respetada». Era la diosa madre, la deidad de la luna, el mar, la fertilidad y el nacimiento – la «Madre de las Aguas» que controlaba los ríos y lagos de la tierra. Atabey era el principio femenino del mundo y era la madre del dios principal de los taínos, «Yucahu».

Represento orgullosamente a mis antepasados, celebrando su linaje, cultura y el gran legado que nos dejaron a nosotros, los puertorriqueños. Es nuestra responsabilidad como boricuas honrar su pasado y las grandes cosas que nos han dejado como legado. ¡Boriken Vive!

Anacaona

Entra en Anacaona, una burbuja llena de comodidades, con aire acondicionado y baño privado. Relájate en la zona de descanso o disfruta de tu jacuzzi privado. También contarás con acceso a áreas comunes incluyendo una cocina, un mirador con vista a las montañas y una zona de BBQ.

Con Anacaona, vive una estadía punica y confortable debajo de las estrellas.

El camino principal es un camino de tierra entre hermosas vistas en la montaña de Cabo Rojo. Se recomienda tener una SUV para garantizar un mejor acceso a Madre Tierra Glamping. Se recomienda hacer el check-in antes del anochecer para poder tener la experiencia completa de la burbuja.

Honrando a su homónima, que significa «flor de oro», Anacaona fue una princesa taína bella y poderosa.

Más que eso, fue una mujer culta y talentosa que creía en la paz y la convivencia, pagando finalmente por estas creencias con su vida.

Quizás por eso es una de las pocas mujeres indígenas mencionadas por su nombre en los escritos de los primeros años de la conquista de América (siglo XV).

En su «Historia de las Indias» (1527-1547), Fray Bartolomé de las Casas la describió como «una mujer muy notable, muy prudente, muy agraciada y palaciega en su discurso y artes y maneras y muy amiga de los cristianos».

Honrando a su homónima, que significa «flor de oro», Anacaona fue una princesa taína bella y poderosa.

Más que eso, fue una mujer culta y talentosa que creía en la paz y la convivencia, pagando finalmente por estas creencias con su vida.

Quizás por eso es una de las pocas mujeres indígenas mencionadas por su nombre en los escritos de los primeros años de la conquista de América (siglo XV).

En su «Historia de las Indias» (1527-1547), Fray Bartolomé de las Casas la describió como «una mujer muy notable, muy prudente, muy agraciada y palaciega en su discurso y artes y maneras y muy amiga de los cristianos».